Control de legionela

La legionelosis es un término que designa las enfermedades causadas por la bacteria legionela, incluida la más grave, la enfermedad del legionario, así como las afecciones similares pero menos graves. La legionelosis es una forma de neumonía potencialmente mortal y todo el mundo es susceptible de infectarse. El riesgo aumenta con la edad, pero algunas personas corren mayor riesgo, entre ellas:

  • Las personas mayores de 45 años.
  • Fumadores y bebedores empedernidos.
  • Las personas que padecen enfermedades respiratorias o renales crónicas.
  • Diabetes, enfermedades pulmonares y cardíacas.
  • Cualquier persona con el sistema inmunitario deteriorado.

La bacteria legionella pneumophila y otras afines son comunes en las fuentes naturales de agua, como ríos, lagos y embalses, pero por lo general en cantidades reducidas. También pueden encontrarse en sistemas de agua artificiales, como torres de refrigeración, condensadores evaporativos, sistemas de agua caliente y fría, piscinas de spa, etc.

Si las condiciones son favorables, la bacteria puede crecer y aumentar el riesgo de contraer la legionelosis, de acuerdo con el Real Decreto 865/2003 y el Decreto 352/2004, es de obligado cumplimiento controlar los riesgos introduciendo las medidas adecuadas de control de calidad del agua. Tal y como recogen las leyes mencionadas anteriormente, el marco de la Norma UNE 100030-2017 establece los procedimientos para actuar, siendo esta nuestra “hoja de ruta” durante los tratamientos.

Llámanos al 696 39 06 16
¡Comparte esto en tus redes sociales!